• version imprimible
Miércoles, abril 11 de 2018

Ministro de Hacienda, Felipe Larraín, anuncia nuevo instructivo de austeridad para las empresas públicas

El ministro de Hacienda, Felipe Larraín, expuso hoy en el seminario “Perspectivas para el Desarrollo de Chile: Los desafíos del nuevo Gobierno”, organizado por Clapes-UC y que se realizó en el Salón de Honor de la Casa Central de la Universidad Católica.

En su exposición, el jefe de las Finanzas Públicas reiteró la necesidad de recuperar la solidez en las cuentas fiscales y, en este contexto, anunció un nuevo instructivo de austeridad, pero esta vez enfocado en las empresas públicas. El objetivo, explicó, es lograr ahorros que vayan más allá de la administración central del Estado, en cuyo sector comenzaron a operar medidas de austeridad la semana pasada.


“El Presidente de la República nos pidió que, luego del instructivo que hicimos para el Gobierno, miráramos otras áreas donde pudiéramos aplicar la misma política. (A las empresas del Estado) les llegará este instructivo para que puedan aplicarlo y puedan contribuir a la austeridad y al ahorro de recursos públicos. Los excedentes de las empresas del Estado, también son recursos públicos”, sostuvo el ministro de Hacienda.


La autoridad adelantó que el monto de ahorro no será una cifra exigua, pero que ésta aún se está afinando. “No tenemos todavía del detalle, pero esperamos que sean cifras significativas, porque estamos hablando de todas las empresas del Estado (…) Estamos hablando de ajustes en viáticos, en viajes, periodos de planificación de los viajes, la renovación de la flota de vehículos, el tema de los honorarios, el uso de infraestructura que no sea propia o del Estado”, dijo.


Otra de las materias abordadas por el ministro de Hacienda fue el desafío de impulsar la inversión, luego de que esta variable anotara cuatro años consecutivos de caídas. “Las proyecciones son que vamos a recuperar la inversión este año, y yo espero que estemos mejor que las proyecciones de consenso”, anticipó Larraín.


La autoridad también reafirmó el compromiso del Gobierno de impulsar un sistema tributario más simple, que estimule el crecimiento, el empleo y la inversión.


Uno de los temas donde el ministro puso una nota de cautela fue el escenario externo. “El balance de riesgos externos está sesgado a la baja, las condiciones financieras son hoy algo más restrictivas, y van a ser más restrictivas”, señaló Larraín en referencia al impacto de una eventual guerra comercial entre Estados Unidos y China.


Sin embargo, la autoridad destacó el recorte de aranceles para importaciones de autos que anunció China y la calificó como una primera señal de tregua. “No sabemos dónde desemboca esto, pero es algo que sin duda es una luz”, planteó.


A su salida del seminario, al ser consultado por su evaluación del primer mes de Gobierno, el ministro Larraín hizo un recuento. “El balance es positivo, estamos dialogando y queremos instalar un clima donde, entendiendo las diferencias, nos permita ver que tenemos objetivos comunes”, sostuvo.

Ir arriba